Publicado el Deja un comentario

Hipocresía de medios y entes

Los medios comerciales en su mayoría han traspasado los límites, han cruzado la barrera de la información para convertirse en evangelizadores del morbo, de la manipulación y de la polémica. Por otro lado, las autoridades no toman un norte claro y serio ante esto.

Las noticias cada día son presentadas con más morbo, notas sobre casos que no avanzan, pero es importante para los medios mantenerlos vigentes, ¿El aporte? Ninguno, solo conseguir audiencia a la cual enfermar con su morbo.

Presentación de imágenes de pruebas e “historias” de fuentes extraoficiales están a la orden del día, presentan fotos de pruebas periciales que gracias a esa difusión pueden ser anuladas. A esto sumarle la autoridad que hace reality show describiendo sus métodos de operar.

A esto hay que destacarle la nula aportación y la devastación mental y social que causa la sobrepolémica en temas nada trascendentales como las mascotas de los “famosos” y hacer de cualquier desgracia ajena un reality show, sin aprender nada de lo que menciona Park Dietz sobre los riesgos de reproducir como un show una tragedia o un crimen. Adicionemos el hecho de cubrir una nota sobre un allanamiento, pero a los días les publican los anuncios del negocio allanado, o sea viven, en una burbuja criminal, en juego de policías y ladrones, siendo ellos los testigos de doble moral.

Pueden padecer de cuádruple moral, y quizás de… hibristofilia

Publicado el Deja un comentario

No hay titular que describa la irresponsabilidad de los medios

Para hacer este artículo “llamativo” habría que llamar a alguno de los colaboradores de los medios comerciales más en boga, donde con tal de generar lucrativas visitas, son capaces de difundir información errada, a veces información confidencial y demás, claro que eso incluye la exposición de personas, sin importar qué.

Hoy, en un medio se lee sobre un video de muchachos menores y bailes “sensuales” por parte de estos, indican que estos videos circulas en redes sociales e incluso colocan imágenes y videos del evento en cuestión.

Varios comentarios:

1. ¿Quién le atribuye el calificativo “sensual”? Seguro no habían formas más serias y poco sexualizantes para describir el hecho.

2. ¿Para qué lanzan la “noticia”?, ¿Qué fin tiene? Digamos que la represión y disciplina ya estaba en manos de autoridades, además de las visitas, parece que es una burla la “morbocensura” donde se ve todo difuminado, pero igualmente sugerente y explícito. Esta noticia mina la imagen de las personas y se entromete en un proceso disciplinario.

3. Indican que los materiales circulan en redes sociales. Mucha gente ni estaba enterada de eso, ahora mucha gente va a conseguir esos videos, distribuirlos y respaldarlos, gracias a la difusión que estos medios propician.

4. Dan los datos que identifican el lugar y momento de los hechos. Parece que los “periodistas” no están muy al tanto de la trata de personas, el bullying, el grooming, el shaming, el flaming, que gracias a que los hicieron noticia, alguien malintencionado puede hacer mucho daño.

5. Doble moral: critican machismos y sexualización pero sus notas, muchas van dirigidas a sexualizar y alimentar la superficialidad, sumar que estos medios se es escandalizan por todo, pero ahí los vemos, difundiendo estos materiales.

6. Sobre varios comentaristas de estas notas: se nota que son unos santos probablemente.

Sobre el hecho en sí, hay un contexto social donde esto es esperable, lo cual no quiere decir que hay que ser permisivos, hay que hablarlo, pero en los contextos debidos, no exponerlo así. Es decir: que sea pecado no quiere decir que sea tabú, pero tampoco espectáculo. Sobre la nota como tal, simplemente es morbo.

No aprenden los medios, porque no es la primera vez que en Costa Rica meten la pata con este tipo de notas. Ya hace un par de años, un sujeto grabó menores sexualizando en un transporte público y lo difundieron, los noticieros lo difundieron más. Tiempo después las autoridades indicaron la valoración de denunciar al sujeto por cargos relacionados con porno infantil. Como era de esperarse, varios medios borraron sus notas y se calmaron, es más, comunicaron la versión de las autoridades indicando que este tipo de hechos se deben manejar a instancia privada, por un lapso captaron que estaban haciendo un periodismo sensacionalista y maquiavélico. Pero esa reflexión no les duró mucho…
Los medios y el periodismo están de capa caída.

Nota: no se dan más detalles, ni siquiera se menciona el lugar donde ocurren los hechos, tampoco un link a las “notas”. Si uno de los hijos de los colaboradores de los medios estuviera involucrado tal vez ni hacen la nota (como en varios casos, de distinta índole).

Publicado el Deja un comentario

Parece que las estrellas de la sociedad son los delincuentes

Durante los últimos años, ha crecido la tendencia pobre de parte de los medios de comunicación de utilizar las figuras más descriptivas, morbosas y grotescas, para informar sobre un hecho delictivo, lejos de informar y prevenir, lo que hacen es alimentar el morbo, inducir a curiosidad y satisfacer a un grupo innumerable de todólogos dispuestos a comentar qué sucedió y encontrarle el mejor castigo a los que ellos encuentran culpables.

El psiquiatra y forense, con décadas experiencia y consultor para el FBI, Park Dietz señalaba que, si los medios quieren realmente que se deje de replicar la violencia, deben de dejar de transmitir esas imágenes grotescas, esas descripciones aberrantes y demás, que se dé la información de una manera plana y natural. Lamentablemente los medios han hecho lo opuesto: un reality show, donde la estrella central es el delincuente y no de cualquier acto, sino de violencia. Para rematar, no se presenta un delincuente arrepentido y que da consejos, sino todo lo contrario. A esto le sumamos las autoridades que les encanta dar declaraciones de estos casos, con logos detrás, declaraciones que muy lejos de informar, hacen trastabillar el proceso y revictimizan.

Otro punto: la “censura”, la cual es una estupidez como se aplica, con pitidos que permiten que se escuche o intuya la mala palabra o con secciones pixeleadas de una imagen, que más bien generan morbo. Una censura real es no presentar tal multimedia.

Último punto: el contenido y el público: desde ridiculeces como “una solicitud de acompañamiento de los padres”, hasta dar reportajes de sexo muy explícito a un horario temprano, después de las noticias, tienen como resultado el la curiosidad y el morbo, la desensibilización y la polarización de la sociedad.

Se puede concluir que los medios son prácticamente (pero no legalmente) cómplices de la delincuencia, escalada de violencia. La fascinación por lo violento va más allá de las narconovelas y se va metido en los noticieros. La reflexión, la guía y el gobierno en el hogar es la única tríada de defensa intelectual ante estos mercaderes del morbo.

Publicado el Deja un comentario

Medios de “comunicación” sin ética profesional

Además de lo citado en http://bitblogcostarica.com/medios-de-comunicacion-masivos-telefono-chocho-en-la-era-de-los-smartphones/ los medios están con otra tendencia destructiva: relacionar la vida personal con la vida profesional, para vender morbo y afirmaciones lesivas para todo un gremio o ente.

Recientemente: “Se investiga a X doctor del hospital Y, por Z delito”. Lo curioso es que el hecho que se investiga no ocurrió en el lugar de trabajo, ni tampoco ocurrió con el apoyo del gremio y mucho menos se puede decir que la universidad que lo formó está plagada de quienes hacen estos actos.
¿Qué producen estas “notas”? Bueno, con esa redacción tan venenosa, poco profesional, infantil e irresponsable, producen que la gente ataque al gremio de médicos, incluso que se ensañen contra el ente en que trabaja y el ente que lo formó. Esto crea un ambiente de desconfianza en los pacientes y realmente la noticia o dice nada, porque el caso está en investigación y tal, además, revictimizan a la persona afectada (víctima del delito “Z”), al promulgar y escribir en piedra lo que le hicieron.

Esto no solo hace dudar de las capacidades académicas y la ética profesional de estos redactores y “periodistas”, sino que hace dudar de la calidad humana de ellos, porque no demuestran interés real por nadie, por medio de sus columnas “noticiosas”, solo demuestran el interés por generar contenido.

¿Cómo se sentiría usted si un colega comete un delito y se inmiscuye a todo el gremio, ente o casa de estudio? Quisiera saber si un periodista de esta calaña se detiene a pensar en esto.

Publicado el Deja un comentario

Medios de comunicación masivos: teléfono “chocho” en la era de los SmartPhones

Parece que, desde que los grandes medios de comunicación (comerciales) instalaron banda ancha en sus salas de redacción, irónicamente dejaron de realizar periodismo. En lugar de eso, se sentaron a revisar redes sociales, poner a disposición contactos para chismes, chistes y memes, además de suscribirse a agencias internacionales de noticias.

No han aceptado que desde que se vive con tantos dispositivos y canales de comunicación, los medios tradicionales dejaron de ser necesidad y francamente ya no encuentran qué mediocridad inventar o qué repetir hasta caer en la necedad y el morbo. No se han actualizado al nivel que el receptor actual espera.

Se puede ver que muchos medios de comunicación presentan estos síntomas:

    • Usan “imágenes ilustrativas” a falta de las imágenes reales del acontecimiento. Si no tienen imágenes, no las tienen y ya. Los lectores ya saben cómo se ve un policía, un carro dañado, una calle inundada, etc. ¡No confundan con “imágenes ilustrativas”!
    • Repiten la noticia, como si creyeran que los receptores no captan a la primera, por ejemplo: hacer una “nota” de un rejuntado de otras noticias o bien, la típica escena donde le hacen el pase al compañero en el lugar del evento y ya se le acaba qué decir, por lo que devuelve el pase al estudio… para que el tipo del estudio le pregunte y repita lo que ya dijo hace menos de cinco minutos. Verbalismo.
    • Su contenido se basa en noticias agotadas, de lo cual no nada nuevo. Principalmente cuando es una noticia morbosa o bien cuando su línea editorial les exige reinventar la rueda.
    • Son mayormente notas de opinión, así como un blog, lo cual está bien, pero tienen el descaro de no decirlo y de no colocarlo en la sección de opinión.
    • Tienen administrador de redes sociales online y este se enfrasca en discusiones con los internautas.
    • Usan los “datos extraoficiales”.
    • Cuando pegan una, no lo superan por dos semanas.
    • Se dan una importancia de agentes de investigación, la cual no tienen.
    • Usan frases morbosas e innecesarias, como “al llegar al lugar el niño ya había sido penetrado”, “el joven sufrió la amputación inmediata en las líneas del tren”, ya todo receptor sabe qué es una violación y qué es un accidente.
    • Entrevistan y autoentevistan. Se enojan cuando no les responden cómo ellos quieren.
    • Tienen comediantes y actores sin vocación como “periodistas”.
    • No les interesa distinguir ente violación y abuso, ente robo y hurto, y similares.
    • Entrevistan personas que no tienen nada que ver con el asunto. A veces entrevistan a gente metiche o a personas que no están capacidad, ni en contexto para defenderse en la entrevista. Por ejemplo, entrevistar a una anciana que dice “a mi hijo el diablo lo tentó” y luego publicar tal cosa, prácticamente burlándose.
    • Usan frases como, se investiga bajo el expediente ********* y un código que nadie se lee, para darle seriedad a algo que está en fase preliminar.
    • Van dando noticias para soplarles a los delincuentes cómo actuar. No conocen los tiempos prudentes para dar noticias y aferrarse a información oficial.
    • Critican a X y viven gracias al producto X. Por ejemplo: critican el objetificar a la mujer, pero en la contraportada tienen una modelo con poca ropa y páginas adentro publican anuncios pagados de “masajes, damas de companía” y demás. Comen gracias a las ganancias de esas publicidades.
    • Morbosamente dan espacio a imágenes no debidas.
    • No moderan su sección de comentarios.
    • Prestan su columna de opinión a gente cuestionada. Gente que debería hacerse su propio blog a ver si alguien los lee.
    • Y la lista puede seguir.

El diagnóstico: medios basura.

No todo está perdido, incluso dentro de los grandes medios tradicionales hay programas excelentes y fuera de esto, surguen nuevos espacios frescos y valiosos para el flujo de información responsable.

Si una persona trabaja para un medio con ese diagnóstico, ¿De verdad puede sentirse pleno y útil en la sociedad? Es una encrucijada difícil.

Causan desinformación, morbo colectivo, desensibilización, funcionan como canales de injurias e intromisión en procesos políticos y judiciales sin ninguna ética. Lamentablemente son el teléfono “chocho” en la era del SmartPhone.

 

 

 

Publicado el Deja un comentario

Noticias falsas, morbo y responsabilidad

Es conocido que muchos medios de comunicación, incluso a gran escala y lucrando de ello, difunden información falsa, como:

  • Noticias que distorsionan las percepciones económicas (para bien o para mal).

  • Notas que dañan el honor de una persona, incluso encasillándola más allá de lo que ha hecho un Tribunal. Lo cual incluso expone a víctimas. Crea un morbo colectivo. Incluso le ponen “alias” a los personajes de las “noticias”.

  • Dar una ventana info-comunicativa a personajes que incluso de forma impopular, realizan aseveraciones imprecisas como si fueran noticia y no aclaran que es una percepción.

  • Comunicados que alteran a la población en cuanto a predicciones catastróficas sin fundamento científico y sin aval de la autoridad.

  • La difusión de noticias “extra oficiales” o cabos sueltos (cuya fuente ni siquiera se revela, porque puede ser alguna señora del barrio).

Estos actos además de ser detestables para la profesión del comunicador, tienen consecuencias en la población, al ver el bajo nivel profesional de las notas, que lo que si tienen es un alto nivel de morbo social. Pero también quienes se prestan y lucran con tales notas podrían enfrentar procesos judiciales.

La imagen destacada en esta entrada es una muestra del Código Penal de Costa Rica, vigente al 05 de septiembre de 2017. Acá se muetran algunos artículos que contemplan castigo, en especial aquellos que afectan la buena fe de los negocios y el honor de las pesrsonas.

El Código Penal y otras normas jurídicas costarricenses cambian constantemente y con modificaciones sustanciales, por lo que sumado a una falta de conocimiento inicial, es difícil (hasta para profesionales en el tema) estar actualizado. Un buen recurso es http://www.pgrweb.go.cr/scij/ donde se puede buscar la norma, pero es importante fijarse que sea la norma vigente. Por ejemplo, el Código Penal de Costa Rica ha modificado la norma en el sistema en línea unas 48 veces, por lo que la norma vigente es la última (al 05 del 09 de 2017, la versión 48), pero hace unos meses era la número 47.

Como conclusión, hace falta fomentar una sana cultura informática, aunque sea punta de lecciones fuertes tanto para individuos, como  para sociedad. Sería bueno que los grandes medios no se presten para las jugadas mediáticas de sus accionistas, ni para crear morbo social, sino que informen responsable y respetusamente, y cuando se equivoquen no acudan a decir que el señalarlos en su falta es un atentado a la libertad de expresión o prensa… o que tengan el comportamiento de culpar a una fuente “no oficial”. Lo que no es oficial se debería quedar para chismes del barrio, no para medios grandes y lucrativos.